El Senado de la República aborda el tema en una “Mesa de Alto Nivel” que se activó ayer y en la que se procesará la ley de subcontratación.

El Senado activó la “Mesa de Alto Nivel” que pretende procesar la ley sobre outsourcing a más tardar en marzo próximo, pero los empresarios advirtieron que sobrerregular la subcontratación ocasionaría graves consecuencias para el país, entre ellas, la pérdida de empleos y de ingresos vía exportaciones.

“Una regulación altamente restrictiva conllevaría efectos nocivos en la economía, no sólo se perderían empleos, sino también se pondrían en riesgo los ingresos por exportaciones, ya que como mencione anteriormente, varios sectores prioritarios para el país hacen uso extensivo de esta forma de contratación legal”, advirtió  Antonio del Valle, presidente del Consejo Mexicano de Negocios.

El presidente de la Concamin, Francisco Cervantes, señaló que una regulación que quite la flexibilidad en la contratación de personal pudiera obligar a las empresas a migrar a la economía informal o hacer más débil salir de ella.

Recordaron que en la actualidad, el 25 % de la planta laboral en México se encuentra bajo el esquema del outsourcing, principalmente en el sector financiero, transporte, automotriz, electrónica, medios de comunicación, minería y aeronáutica entre otros.

Los dirigentes empresariales coincidieron en la necesidad de tener un control a través de un registro nacional de empresas  de subcontratación.

“Establecer un registro de empresas de subcontratación, segundo, especificar la responsabilidad subsidiaria entre el contratista y el contratante cuando se preste el servicio de subcontratación, fortalecer la inspección del trabajo como medio para verificar que se respete a los trabajadores”, indicó Del Valle.

Por su parte, el presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, Ricardo Monreal, se comprometió a que no habrá una estrategia dilatoria para aprobar esta reforma, pues a más tardar en cuatro sesiones habrá acuerdo.

Monreal Ávila, recordó  que en el país hay alrededor de 8 millones 200 mil empleos bajo el esquema de subcontratación, por lo que si no se tiene cuidado en la manera de legislar se podría afectar, no sólo a las personas subcontratadas, sino también la generación de empleos.

Señaló que la falta de atención al problema de la subcontratación, así como la tolerancia y la complicidad de autoridades anteriores, generó que cada vez sean más las empresas que utilizan los recovecos legales para violar la ley en detrimento del fisco y de los trabajadores.

“Sabemos que quienes han hecho mal uso de la subcontratación, causaron pérdidas anuales al erario de más de 21 mil millones de pesos”, agregó.

En tanto la Confederación de Trabajadores de México, y la CROC coincidieron en avanzar en la regulación del outsourcing para mejorar las condiciones de la planta productiva del país.

“Hoy tenemos adentro a estas empresas que tienen pagadores, manejan la nómina completa, no pagan utilidades porque no tienen ganancias, las ganancias se las lleva el contratante y no tienen ganancias, entonces se anulan los derechos de los trabajadores”, indicó Isaías González Cuevas, dirigente de la CROC.

Dejar respuesta